Inversores bursátiles: cada cual atiende su riesgo… y presupuesto

Las opciones para los más conservadores y los que buscan mayor retorno; la clave es lograr un buen mix de instrumentos de renta variable y fija.

index

Cuando un potencial nuevo cliente se acerca a su primera entrevista en el mundo bursátil, una de las principales tareas que tendrá el profesional de las finanzas será la de determinar, en lo posible, cuál será el perfil de riesgo donde más cómodo se sentirá el futuro inversor. “Es un arte llevarlo al lugar donde se sentirá seguro por más que no lo diga de entrada”, describe el director de una casa de bolsa acerca de ese contacto inicial.

En términos nunca inflexibles y en función de múltiples variables como edad, rasgos de personalidad y objetivos económicos, los perfiles se podrían resumir en conservador, moderado y arriesgado. ¿Estará emocionalmente dispuesto el individuo a manejar la incertidumbre del alto riesgo en su caza por los retornos más altos? ¿Resignará, en cambio, potenciales puntos de rendimiento en pos de un sueño tranquilo por las noches? ¿Se conformará cuando una inversión con mínimo riesgo arroje a fin de año modestas ganancias? En caso de un resultado adverso, ¿dispone de un flujo futuro de ingresos como para recuperarse? Es de las respuestas a estas preguntas cómo se calibran los distintos perfiles: conocerse a uno mismo es el paso inicial.

El director de la maestría en Finanzas de la UTDT, Germán Fermo, señala posibles consecuencias de acomodarse en el cuadrante incorrecto: “Los perfiles se vinculan con el apetito del inversor por el riesgo, que es sustancial, ya que, ante una eventual baja de mercado, es ese apetito el que terminará por defender la inversión. ¿Cuánto tiempo se está dispuesto a bancar una posición? Si la persona se encuentra en el rango equivocado, con niveles de volatilidad y riesgo por encima de su umbral de tolerancia, generará, en promedio, una serie de decisiones incorrectas, al tender a vender barato o mal con mayor frecuencia. Al final, esto acabará por afectar el retorno”.

“Las decisiones de compra y venta se realizan sobre la base de fundamentos, por lo que cualquier medida producto del pánico probablemente sea una mala decisión. Algunas personas se definen agresivas de antemano, pero al experimentar la volatilidad resulta demasiado abrumadora y florece el verdadero perfil”, dice Mikael Alcalá, de Criteria.

Si bien la teoría tiene asignada una composición para cada tipo de inversor, los jugadores del mercado advierten que la incertidumbre en vísperas de un recambio político obliga a reconsiderar las estructuras genéricas de un portafolio. “En una coyuntura bastante particular como la actual, lo que uno tomaría como de manual estaría un tanto comprometido, subordinado a un punto de partida que no sería el estable de mediano y largo plazo. Uno quiere cubrirse en estos momentos más que en otros de lo que podrían ser cambios de precios relativos en activos financieros. En castellano, una devaluación. La probabilidad de un evento de este tipo aumentó, lo que tiñe un poco el lugar donde pararse”, dice Daniel Marx, director ejecutivo de Quantum Finanzas.

“En un escenario de cierta previsibilidad económica se calibra el riesgo con un mix de instrumentos de renta variable y renta fija. Cuantas más acciones -variable- tenga, será más riesgoso y con mayor esperanza de retorno; cuantos más bonos -fija-, a la inversa. En esta coyuntura, esto se ve un tanto desdibujado por la volatilidad del mercado. La idea de una misma economía gane quien gane se esfumó”, dice Alejandro Henke, de Proficio.

“Las acciones son para gente sofisticada, que entiende en lo que se mete. Una persona dispuesta a correr algo más de riesgo podría poner mitad de la cartera en acciones, un cuarto en bonos dolarizados y otro tanto en letras en pesos. Si lo que se quiere es alejarse del riesgo, entonces el bono es la mejor opción”, continúa Henke. “Siendo generalista, el tipo de portafolio conservador involucraría un combinado en títulos dolarizados Bonar X y Bonar 24. El Boden 15 ya no es un bono, es comprar dólares a octubre”, agrega.

“Los inversores más cautelosos, que priorizan la cobertura de capital sin desprenderse enteramente de su objetivo de rendimiento, encontrarán en la renta fija local su principal aliado. Bonos soberanos en dólares como el Bonar X rendirían cerca de un 11% en dólares durante los próximos 12 meses, al considerar tanto renta como revalorización del activo”, dice Pablo Castagna, Managing Director Individuals de Puente.

Para inversores que demandan mayor rentabilidad, la recomendación es una sustitución por bonos más agresivos y la mayor participación de acciones locales, en sectores abocados a la generación de energía y las líderes financieras. Según explican, las acciones son opciones muy atractivas de mediano plazo, mientras que, en materia de bonos, una eventual resolución del conflicto con los holdouts comprimiría la tasa que hoy paga el país y, por suba de precios, arrojaría una ganancia de capital atractiva en un período más corto.

Para el ahorrista que nunca tomó contacto con el mercado de capitales, la recomendación inicial es ir por activos más seguros: bonos. No obstante, más allá de retornos, la inversión más relevante en los primeros trades pagará en experiencia. “Una de las primeras cosas que les digo a mis alumnos es que abran una cuenta. No importa el monto. Lo bueno de este trabajo es que lo podés hacer a escala. Da lo mismo 5000 o 5 millones. Es el mismo portafolio, pero más chico. Empezá a ver la fluctuación de cartera, a tener un feeling de mercado, a bancarte la volatilidad, a ganar y perder todos los días. Todo eso forma parte de entender el mercado. Y cuanto más joven te iniciás, mejor”, dice Fermo.

TIPS PARA TENER EN CUENTA

Los especialistas consultados por LA NACION aconsejan sumar experiencia y analizar la historia; los portafolios para cada inversor

  • Conservador: los inversores más cautelosos tendrán a la renta fija local como su principal aliado. Bonos soberanos en dólares, como el Bonar X, rendirían cerca de un 11% en dólares durante los próximos 12 meses. El Boden 15 es comprar dólares a octubre.
  • Más riesgo: para aquellos que demandan mayor rentabilidad, la recomendación es una sustitución por bonos más agresivos y la mayor participación de acciones locales, en sectores abocados a la generación de energía y las líderes financieras.
  • Sumar experiencia: para el ahorrista que nunca tomó contacto con el mercado de capitales, la recomendación inicial es ir por activos más seguros: bonos. No obstante, más allá de retornos, la inversión más relevante en los primeros trades es la experiencia. Sin importar el monto, el primer paso es abrir una cuenta y arrancar.
  • “La historia no se repite, pero sí rima”, reza una célebre frase que citó el gurú de las finanzas Warren Buffett. Si bien no es ninguna garantía, resultará útil para el inversor conocer rendimientos históricos a la hora de evaluar cada tipo de activo. Al considerar la evolución del índice Merval de acciones, de su equivalente en bonos del IAMC, y del tipo de cambio -ajustado por CCL a partir de 2012-, se desprende que el retorno anual promedio de 2002 al último día de 2014 fue de 29,6% para las acciones y de 27,9% para los títulos públicos, en pesos.
  • En el mismo período, la variación del tipo de cambio promedió un rendimiento anual por debajo del 20%, incluida la devaluación posterior a 2001. ¿La inflación? Por detrás del 12% anual y hasta el 14% a 16% si se toman las mediciones privadas.

Mundo tuit

Opiniones en 140 caracteres

Barbara corcoran

@barbaracorcoran

“Si podés presentar tu negocio como irresistible…”

La consultora en negocios y finanzas dice: “Si podés presentar tu negocio como irresistible y respaldarlo con números reales, la mayoría de la gente va a creer en vos”. Corcoran es autora de varios libros y es host de TV. Su show sobre real state, El broker millonario con Barbara Corcoran, se emite por la cadena CNBC

Peter Atwater

@Peter_Atwater

“Qué tan poderosaes en realidadla Fed…”

El asesor financiero y fundador y presidente de Financial Insyghts sentencia: “Olvídese de las tasas de interés, la próxima semana los inversores tendrán que descifrar qué tan poderosa es en realidad la Fed”. Peter Atwater, además de activo tuitero, es también autor del best seller Moods and Markets.

FUENTE: www.lanacion.com.ar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>