El ballottage mejoró el valor de las empresas en las que el Estado tiene participación

Las compañías que tienen presencia estatal aumentaron el precio de sus acciones entre el 15% y el 35% frente a la expectativa de mejoras tarifarias y mayor diálogo

cc021115n016f16.jpg_1328648940

 

El lunes pasado los hombres y mujeres fuertes de la administración nacional amanecieron desconcertados. Habían pasado las elecciones y el kirchnerismo perdía la provincia de Buenos Aires a manos de Cambiemos y Daniel Scioli ganaba la primera vuelta presidencial, pero por sólo dos puntos, lo que empujaba a un ballottage.

Pero los mercados festejaron que se dispute una segunda vuelta para elegir presidente y, aunque en Casa Rosada no se obtuvo el resultado esperado, el consuelo es que esto engrosó el capital del Estado nacional.

La mayoría de las empresas que cotizan en el mercado financiero en donde tiene presencia mostró subas significativas durante esta última semana.

Quizás la más emblemática en este grupo es YPF, cuya acción en el mercado local creció 13,2% tomando en cuenta el valor del viernes 23 de octubre ($257) y el que cerró el pasado viernes 30 de octubre ($ 291).

Otro caso es el de Siderar, la mayor empresa siderúrgica Argentina y donde el Estado, a través del Fondo de Garantía de Sustentabilidad de la Anses, tiene el 26,03% de las acciones. Previo a las elecciones, el papel cotizaba $ 6,25. Siete días más tarde el titulo cotizó $ 7,89, lo que señaló un crecimiento de 26,25% del valor.

Pero lo mismo pasó con otras compañías en donde el Estado nacional tiene presencia, como Consultatio, la empresa propiedad del desarrollador de Nordelta y dueño del Malba, Eduardo Costantini. Terminó la semana previa a las elecciones cotizando a $ 20,7 la acción. Cinco rondas más tarde, el mismo título había crecido 7,73% y cerró con un valor de 22,30 pesos.

Al parecer el panorama de una posibilidad cierta de que gane el candidato de Cambiemos, Mauricio Macri, o de un poder más acotado por el oficialista Daniel Scioli fue razón suficiente para que el mercado descartara una convivencia más amigable a futuro.

En el caso de las empresas de servicios y energéticas, que se haya forzado una segunda vuelta generó mayor certeza sobre la posibilidad de un reacomodamiento tarifario.
Al mencionado caso de YPF, se le sumó Petrobras Argentina. Creció 22% el valor de su acción –pasó de $ 6,88 el 23 de octubre a $ 8,40 el 30 de octubre–; Pampa Energía aumento 23,3% –de $ 10,70 a $ 13,20–; Transener incrementó su valor casi 22% –de $ 5,58 a $ 6,80–; Endesa Costanera fue una de las que más creció, elevando el valor 38,5% en una semana –$ 2,96 a $ 4,10–.

Pero lo mismo sucedió con las de servicios públicos en donde también el Estado es accionista.

El caso más extremo es el de Telecom de Argentina, donde el Estado participa con algo más del 25% de las acciones. Le empresa a la que el Gobierno nacional le denegó la entrada de un nuevo socio creció casi un 30% en el valor de sus acciones en sólo una semana, pasando de $ 41,05 a 53,05 pesos.

Pero los que más se mostraron satisfecho frente a la segunda vuelta fueron los bancos.
El que mejor performance mostró fue el Hipotecario, que incrementó el valor de sus acciones 37%, en segundo lugar el Macro (31%) y en tercer lugar el BBVA Francés y el Grupo Financiero Galicia que aumentaron su cotización 20 por ciento.

El otro banco en el que Estado tienen acciones es el Patagonia, que también aumentó el valor 15,84 por ciento.

Pero que gane quien gane mejorará el diálogo y se acabarán algunas batallas nadie lo discute. Y, si alguien tiene dudas, que se fije en la acción del Grupo Clarín que se encareció 26% en una semana.

 

FUENTE: www.cronista.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>