Olor a pólvora

El peronismo tucumano presenta un escenario complejo. Hay una gestión pública que se desarrolla bajo ese signo partidario, ejercida por Manzur-Jaldo, pero la presidencia del partido no está bajo la dirección de ninguno de ellos. Pertenece a otro sector del peronismo, el alperovichismo. Y para 2019 hay que elegir una fórmula para gobernador y vicegobernador y la puja tiene a tres participantes. La resolución de este tema ruido bélico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *