Para el mercado, las expectativas de inflación volvieron a subir

inflacion

Mientras en otros países la devaluación de la moneda local tiene un impacto poco significativo en los precios cotidianos de la economía, en la Argentina, el aumento del precio del dólar se traduce rápidamente en una mayor inflación.

Ayer, el Banco Central (BCRA) publicó el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) de abril y señaló que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) esperado por el sector privado trepó a un 22% para 2018, siete puntos por arriba de la meta que fijó el Gobierno para este año, y un incremento de 1,7 puntos porcentuales con respecto a la proyección estimada por el mercado el mes pasado, cuando se ubicaba en 20,3%.

El relevamiento fue realizado entre el 25 y 27 de abril, y por lo tanto, no tiene en cuenta la devaluación del peso de esta semana ni la suba de la tasa de interés de ayer del Banco Central, de 30,25 a 33,25% anual.

El dólar alcanzo un nuevo récord histórico y cerró a $21,52

La inflación núcleo esperada -que incluye los precios no afectados ni por regulaciones del Estado ni por factores estacionales- aumentó también 1,7 puntos porcentuales con respecto a la estimada por el mercado el mes anterior y se situó en 19,8% interanual.

Según un informe elaborado por First Capital Group, donde se compara el comportamiento del índice de precios de los principales países de América Latina frente a la devaluación de la moneda, la Argentina es el único mercado de la región en donde las devaluaciones tienen un efecto significativo sobre la tasa de inflación.

“Para que la depreciación de la moneda tenga un efecto positivo es necesario que no sea trasladada a mayores precios, de forma tal que se produzca una depreciación del tipo de cambio real, que es el famoso efecto traspaso ( pass-through)”, explicó Miguel Ángel Arrigoni, socio de la consultora.

El dólar alcanzó los $23, ¿qué hará el Gobierno?

Para 2019, la expectativa de inflación alcanzó el 15% (0,7 puntos porcentuales más con respecto del REM anterior) y 13,2% para la núcleo (una suba de 0,6 puntos porcentuales). Para 2020, por su parte, la variación prevista para el nivel general de precios subió hasta 11%. Según el mercado habrá que esperar recién hasta 2021 para que el país vuelva a tener una inflación de un dígito.

En tanto, con respecto al crecimiento de la economía para 2018, no hubo cambios con respecto del relevamiento previo y el mercado proyecta un crecimiento del producto bruto interno (PBI) de 2,5%.

Asimismo, la expansión esperada para 2019 es de 3,2%, al tiempo que la expectativa relevada para 2020 se mantuvo en 3%.

Crecen las proyecciones

  • 22% – Inflación esperada: La proyección de suba de precios creció con respecto al 20,3% esperado el mes pasado
  • 15% – El IPC para 2019: Subió 0,7% la expectativa para el próximo año

Fuente: www.lanacion.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>