Fines y medios


Las prioridades de la nueva conducción del país es lograr que los bolsillos tengan mayor cantidad de dinero disponible para consumir y de esta manera generar mayores ventas y que la economía comience a mostrar signos de reactivación. Tal vez en una primera etapa la inflación pueda ser tolerada si la gente siente que está accediendo a un mayor consumo, pero el error sería confundir los medios con los fines, pues el verano pasa rápido en economía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *