Categorías
Noticias

Yerba Buena. Habrá multas hasta 90 mil para incumplidores

El intendente Mariano Campero firmó un decreto que estipula severas multas para los bares y restaurantes que no cumplan con los protocolos de seguridad e higiene presentados oportunamente cuando solicitaron la reapertura de la actividad gastronómica.

El decreto 372, que también lleva las firmas del jefe de Gabinete, Manuel Courel y del secretario de Gobierno, Pablo Macchiarola, estipula multas de entre 300 UV hasta 1600 UV y clausura del local a los responsables de las actividades habilitadas en caso de incumplimientos. Un UV equivale a un litro de nafta súper de YPF.

Por ese motivo, desde hoy a las 21:30, el personal municipal iniciará los controles pertinentes para garantizar el cumplimiento de las normas.

Esta medida, que también extiende una hora el horario para la actividad gastronómica, es para evitar las aglomeraciones de personas en los locales, en el marco de la propagación del coronavirus en la provincia.

Además, la Municipalidad de Yerba Buena definió extremar los controles durante el fin de semana largo.

La iniciativa del intendente Mariano Campero es no tener que restringir las libertades de los vecinos de la ciudad.

Desde la Municipalidad habrá un trabajo mancomunado entre las distintas dependencias para garantizar que se cumplan los protocolos de seguridad e higiene. Estarán trabajando equipos de la Dirección de Tránsito, de Transporte, la Guardia Urbana Municipal (GUM), la Dirección de Saneamiento, Dirección de Deportes y la Subsecretaría de Salud estarán apostados en los distintos puntos de la ciudad para evitar las aglomeraciones de personas, se controlará temperatura, y que tengan colocado correctamente el tapabocas. Se recuerda que se labrarán multas a quienes no cumplan con las normativas dispuestas por el Comité Operativo de Emergencia (COE).

«Es importante que los deportistas puedan realizar los ejercicios cerca de sus viviendas, recomendamos que no se trasladen varios kilómetros hasta la Avenida Perón, para evitar los amontonamientos. Las próximas semanas serán clave para evitar más contagios en la provincia», señaló Macchiarola.

Los primeros controles se realizarán en los accesos a la ciudad: En avenida Perón, en Avenida Aconquija y en Solano Vera.

La Dirección de Saneamiento comenzó ayer a la tarde a informar a los propietarios de los bares y drugstores que convocan muchas personas que los controles serán estrictos. En caso de incumplimientos se labrarán multas o se clausurará el comercio, según la infracción. «Hemos recibido reclamos de vecinos que los ciclistas se juntan muchos a tomar algo después de la salida y no respetan el distanciamiento social. Vamos a ser inflexibles con estas situaciones. La gente tiene que ser responsable y cumplir con los protocolos. No queremos volver de fase, pero si el virus se propaga más, no quedará otra alternativa», dijo Pablo Macchiarola, secretario de Gobierno.

«Se harán controles intensivos a bares y restaurantes para que cumplan la normativa vigente. Y que no vendan a quienes no estén sentados en mesa dentro o en la vereda del local», agregó Macchiarola.

Otra de las disposiciones es modificar el horario del corredor seguro. A partir de este sábado, la avenida Perón estará cortada al tránsito en la mano norte desde Berutti hasta el pie del cerro desde las 14:30 hasta las 8:30. Con esta medida, se agranda el espacio para hacer deportes y evitar las aglomeraciones de personas. El protocolo exige que no se puede hacer deportes de manera grupal.

En Yerba Buena los controles se realizarán también en las rotondas, en las plazas y en todos los espacios públicos para que no haya aglomeración de personas. Se recomienda que si va a utilizar un espacio público y está lleno de personas, buscar otras alternativas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *