Categorías
Noticias

Las cifras de los que no pudieron volver al país

Corría el mes de marzo cuando el gobierno de Alberto Fernández decidió cerrar las fronteras del país ante el avance de la pandemia de coronavirus en el mundo, medida que dificultó el regreso a casa de miles de argentinos y residentes.

Los compatriotas alrededor del planeta -que en su gran mayoría se encontraban de vacaciones- se contaban en cientos de miles. La imposibilidad de cambiar los pasajes, acceder a nuevos tickets o hallar una manera de volver al país provocó que 16.000 argentinos quedaran en situación de vulnerabilidad, es decir, sin dinero ni tarjetas de crédito para alimentos, hospedaje o medicación. 

Para dar respuesta a esta situación la Cancillería creó el Programa de Asistencia a los Argentinos en el Exterior, con un presupuesto total de $200 millones. A través de un pedido de acceso a la información pública, TN.com.ar pudo saber que el Gobierno ejecutó el 61,5% de los fondos, es decir, $123.285.247 millones.

El programa abarcó a las personas que debido al decreto 313/20 no podían ingresar al país y acreditaran estar en situación de vulnerabilidad: no contar con dinero o tarjetas de créditos para cubrir necesidades básicas ni poseer familiares que pudieran asistirlos a través de transferencias bancarias. La iniciativa, en rigor, está vigente y aún recibe solicitudes a diario.

Desde el Ministerio de Relaciones Exteriores explicaron que a través de la iniciativa se cubrió buena parte de esa demanda, pese a que existieron reclamos de argentinos vulnerables que no encontraron respuesta en los consulados. «Sabemos que pudo haber gente sin cubrir pero creemos que se abordó a la gran mayoría», respondieron desde Cancillería.

Cada solicitud tuvo una historia detrás. A algunos solo se los tuvo que asistir una vez mientras que otros recibieron ayuda en numerosas ocasiones. Incluso, se registraron casos de ciudadanos argentinos que vivían en el exterior y al quedarse sin trabajo por la coyuntura solicitaron regresar al país o recibir ayuda para subsistir. 

Los más de 123 millones de pesos se ejecutaron entre el 28 de marzo y la primera semana de julio. 

TN.com.ar había revelado que producto del avance del coronavirus en el mundo,205.769 argentinos volvieron al paísentre el 16 de marzo y el 30 de junio de 2020. Del total 88.463 volvieron por aire, mientras que 117.306 lo hicieron por vía terrestre o agua.

La ayuda se aplica a través de los consulados, que luego deben rendir cuentas ante la Cancillería. La cartera de dirige Felipe Solá informó que del análisis de los meses de marzo, abril, mayo y junio de 2020 la mayoría de los casos «ha dado cumplimiento a la regularización de las cuestiones de índole contable» y que los gastos se corresponden con asistencia vinculada a la emergencia por el COVID-19.

«En aquellos casos en los que aún resulta necesario formular subsanaciones, la Dirección de Contabilidad continúa colaborando con las representaciones a fin de realizar las mismas a la mayor brevedad posible. Las cuestiones que se han presentado en algunas rendiciones de cuentas obedecen a aspectos relacionados con la imputación contable al aplicativo informático que utilizan las Representaciones», aclaró la cartera.

Entre los gastos ejecutados, se encuentran ocho vuelos charters que la Cancillería abonó para traer argentinos del exterior por un total de U$S 1.405.323.

A modo de ejemplo, se informaron los vuelos Cusco-Buenos Aires (U$S 99.703); La Habana-Buenos Aires (U$S 215.000) y los tramos Bangkok-Nueva Delhi-Buenos Aires (U$S372.760), aunque este último se pagó en un 50%. 

Al 1 de junio de 2020, según el informe del jefe de Gabinete Santiago Cafiero al Congreso, había 2916 argentinos varados en el extranjero. La Cancillería no respondió cuántos de estos aún permanecen en el etranjero. Las autoridades informaron que en las últimas semanas muchos regresaron al país pero no otorgaron más precisiones.

Fuente: TN.com.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *