EDITORIAL

Responsabilidad sin miedo

15 septiembre, 2020

Tucumán vivió con congoja el fallecimiento del Dr. Jesús Amenabar, por coronavirus. Era jefe del Servicio de Cirugía del Hospital Centro de Salud, un profesional destacado y muy comprometido. Sorprendió como ocurre en estos casos que sea un profesional de la salud una víctima del virus planetario, por aquel mito con el que convivimos de creer que los médicos son inmunes a las enfermedades y a la misma muerte. Son para el imaginario seres casi omnipotentes. Pero el coronavirus demuestra que no hace distinciones. Por eso hay que ser conscientes que hay que cumplir las recomendaciones para no contagiarse y evitar, de esta manera, generar una sobrecarga a los sistemas de salud.