Categorías
Noticias

Capital. Alfaro entregó controles “antipánico” a 180 familias del barrio Jardín

Las calles del barrio Jardín, en el sector norte de la Capital, serán más seguras. La Municipalidad de San Miguel de Tucumán se hizo eco de un pedido de los vecinos de la zona y les facilitó la instalación de un sistema de alarmas que les permitirá organizarse mejor frente a la creciente inseguridad.

En un recorrido que realizó este miércoles el intendente Germán Alfaro por calle Necochea al 900, el municipio hizo entrega de controles “antipánico” que les permitirán a 180 familias activar las alarmas sonoras que fueron instaladas en distintos puntos del barrio, cuando se produzcan hechos delictivos o cada vez que detecten situaciones inusuales.

“Les entregamos a los vecinos del barrio Jardín los botones ‘antipánico’ para que puedan organizarse, ayudarse y cuidarse entre ellos, ante la falta de respuestas del Estado en materia de seguridad”, expresó el intendente Alfaro, quien estuvo acompañado por el secretario de Servicios Públicos, Carlos Arnedo, y el subsecretario de Comunicación, Juan Pablo Durán.

Alfaro explicó que, “además de la entrega de los 180 controles, el municipio colaboró con la instalación de nueve bocinas” que conforman el sistema de alarmas.

El intendente de la Capital aseguró que esta herramienta, que fue solicitada por los vecinos del barrio Jardín, actuará como mecanismo de persuasión ante el delito. Y agregó que “debido a su ubicación, ya que a pocas cuadras está la Jefatura de Policía, esta debería ser una de las zonas más seguras”.

A su turno, Arnedo recordó que el programa “Alarmas Vecinales” llegó a decenas de familias de distintos barrios que solicitaron ayuda a la Municipalidad, preocupados por la inseguridad. “Esta es otra de las políticas de Estado que lleva adelante el intendente Alfaro, ante la inseguridad que atraviesa la provincia”, remarcó.

Lidia Dora Ovruchky, vecina del barrio, destacó la importancia de contar con el sistema de alarmas, además de las mejoras en iluminación que concretó la Municipalidad. “Esto nos va a ayudar para hacerle frente a la inseguridad”, sostuvo.     

Los controles remotos que la Municipalidad viene entregando en distintos barrios de la Capital permiten accionar un “botón antipánico” que, ante una emergencia, activa una alarma que indica el número del aparato del cual se hizo el llamado para que los demás vecinos del barrio, con la planilla respectiva, sepan cuál es la familia que podría estar en problemas. Otro de los botones que tiene el control sirve para accionar una sirena que avisa sobre una situación inusual en el barrio. Esto les permite a los vecinos organizarse mejor y estar alertas para informar a la Policía sobre posibles hechos delictivos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *