Categorías
Judiciales Noticias

Tres narcos condenados. Denuncian amenazas a fiscales al concluir juicio

El Tribunal Oral Federal de Santiago del Estero, conformado por Abelardo Basbús (presidente), Federico Bothamley y Juan Carlos Reynaga, condenó ayer a tres personas al hallarlas responsables de conformar una banda dedicada al narcotráfico en Santiago del Estero, Salta y Córdoba.

El alto cuerpo condenó a Ricardo Del Castillo, quien tenía antecedentes penales, a 7 años de prisión y multa de cuarenta y cinco (45) unidades fijas, por ser considerado responsable del delito de coautor de “transporte de sustancias estupefacientes, agravado por la participación de tres personas organizadas para cometerlo”.

Alcances del fallo

Además, los jueces condenaron a Fernando Achával a 6 años y 8 meses de prisión y fijaron una multa de cuarenta y cinco (45) unidades fijas ,por considerarlo autor responsable del delito de “transporte de sustancias estupefacientes agravado por la participación de tres personas organizadas para cometerlo”.

A su vez, el tribunal condenó a Horacio Delibano Toloza a 5 años y 2 meses de prisión y estableció una multa de cuarenta y cinco (45) unidades fijas por ser considerado partícipe primario en el delito de “transporte de sustancias y estupefacientes”. Asimismo, dictó la absolución de Érika Ibáñez.

El procedimiento

El operativo se realizó el 29 de diciembre del año 2018, a la vera de la ruta 9 en Árraga, departamento Silípica. Lo realizaron efectivos de la Policía Federal, quienes detuvieron un vehículo que circulaba al mando de Achával, tras sufrir un desperfecto mecánico.

Posteriormente, los efectivos detuvieron otro vehículo en que se movilizaban Toloza e Ibáñez. Para los funcionarios, este transporte alertaba al que guiaba Achával sobre eventuales procedimientos.

Al ser requisadas las unidades, los federales habrían incautado en el vehículo de Achával casi 3 kilos de cocaína. Casi en forma simultanea, cayó preso Del Castillo a pocos metros de los tribunales, mientras dialogaba con varios amigos.

Del Castillo fue apresado, sospechado de financiar la banda, a través de “lazos” con presuntos narcos de Salta y la provincia de Córdoba, fuente de los casi 3 kilos de cocaína secuestrados a la vera de la ruta 34.

Amenaza de muerte a fiscales

Por otra parte, tras finalizar la sentencia de ayer, y antes de abandonar la sala, el condenado Ricardo Del Castillo, escoltado por agentes del servicio penitenciario, en presunto gesto amenazante habría dirigido su mirada hacia donde se encontraban la fiscal Indiana Garzón y el fiscal Pedro Eugenio Simón y habría manifestado: “Acuérdese, la última cara que verá, será la mía”.

Ello habría generado tensión y escozor entre los presentes en el recinto, deslizaron los voceros al cierre de esta edición.

”Objetivamente, uno siente preocupación”, indicó Pedro Simón

El fiscal Pedro Simón contó que siente preocupación ante la amenaza y adelantó que radicará una denuncia penal junto con la Dra. Indiana Garzón. También reveló que días antes durante una visita a la Cárcel Federal, el mismo Castillo había increpado a los dos fiscales.

“Objetivamente uno siente preocupación no obstante que a veces es parte de nuestra función estar en esta situaciones no gratas, porque uno está a veces definiendo y decidiendo, o impulsando una decisión sobre la libertad de mucha gente. Es grave lo que ha ocurrido por eso con la Dra. Garzón, hemos decidido hacer mañana (hoy) la denuncia penal correspondiente para que se investiguen los hechos de los que han sido testigos dos miembros del servicio penitenciario federal que lo trasladaban (a Castillo) y un custodio de la Policía Federal que estaba en la puerta”.

“Esto no nos amedrenta o disminuye el esfuerzo que siempre tiene la Fiscalía para investigar el narcotráfico, el lavado de dinero y todos los delitos de competencia federal. Pero bueno, uno a veces siente preocupación, que estamos bastante desprotegidos. Si bien hay reglas internacionales de protección a los fiscales, en Argentina nunca se las ha cumplido o instado al cumplimiento, no obstante que muchas veces las asociaciones de magistrados y de fiscales hemos pedido el cumplimiento. Entiendo que a veces es complicado y engorroso poner en funcionamiento esas reglas, pero creo a uno lo obliga a andar con más cuidado, aquí en Santiago uno anda por todos lados y nos conocemos todos y no andamos con protección, por lo menos ni la Dra. Garzón ni yo tenemos custodia permanente ni en la vida normal. Pero hay que tener más cuidado y precaución, y vamos a poner en conocimiento de la Justicia los hechos para que se investiguen y se apliquen las penas por el delito de amenaza de muerte que hemos vivido los dos.

“Ya en un juicio anterior había vivido una situación parecida, propia del momento de tensión de la finalización del juicio, pero esta vez ha sido más grave por la forma en que se ha dirigido (Castillo), estando a unos metros de distancia, casi de frente”.

Dijo que la amenaza “nos tomó por sorpresa, aunque durante el debate la actitud de él ha sido bastante agresiva. Incluso unos días antes durante una visita de cárceles se acercó a mí y me hizo una serie de planteos con tono amenazante, y después también a la Dra. Garzón cuando hemos estado en el pabellón donde él está alojado, en Colonia Pinto”.

Agregó que “ya en el juicio se vislumbraba un clima tenso me decían la Dra. Garzón y la secretaria que la ha asistido. Por eso la he acompañado a la hora del veredicto, ya que yo he tenido a cargo la investigación y la Dra. Garzón el juicio, que estemos los dos presentes para ver el desenlace. Ha sido un juicio complicado con muchos bemoles, que salían por la tensión que se vivían en algunos momentos”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *