Categorías
Noticias Sociedad

Un chofer de colectivo desmiente a un funcionario municipal que lo acusó de conducir en estado de ebriedad

“El señor (Enrique) Romero está faltando a la verdad”. Así comienza su defensa David Salvi, el chofer de colectivo de la Línea 8, que el pasado sábado fue acusado de conducir en estado de ebriedad por el subsecretario de Tránsito de la Capital, Enrique Romero, a través de un video viral. “No es ciencia ficción”: Enrique Romero denunció a colectivero ebrio y prófugo

En una entrevista con Agustina Giménez, para eltucumano en Vivo, el trabajador se defendió de las versiones difundidas por el funcionario municipal que advirtió que el conductor ya había sido inhabilitado de oficio 

“En ningún momento hubo una persecución, ni salí corriendo como él dice. Hay otro video donde él dice que tengo un importante acullico de coca en la boca, siendo que todos los que me conocen saben que nunca coquié”, relató indignado Salvi que luego contó en detalle cómo sucedieron los hechos 

El jueves me pusieron la segunda dosis de la vacuna. El sabado no me sentía bien. Me dolía la cabeza y el cuerpo. Cuando le informó al inspector que me iba a dirigir a un Caps de Villa Muñecas para ser atendido, el inspector me dice que me dirija hacia ahí, que nos íbamos a encontrar ahí”, agregó, aclarando que después llamó al delegado de la empresa que le dio las mismas indicaciones. 

Y afirmó: “Ya había dado dos vueltas y ahí fue cuando fui al Caps. Nunca hubo operativo ni persecución, nunca me negué a un dosaje”

Minutos después de dejar la unidad en la empresa, Salvi aseguró que se encontró con tres agentes de tránsito en la puerta a los que les explicó la situación: “Cuando dejo la unidad salgo y había tres municipales en la vereda y ellos me comentan que buscaban el interno 21 porque el chofer estaba en aparente estado de ebriedad. Yo les comento que yo era el chofer. Ahí me dicen, ‘mirá como están tergiversando la situación’. Les comento que no estaba en estado de ebriedad y que me fui al Caps”. Además, el acusado afirmó que nunca fue notificado de la presunta inhabilitación a la que se refiere Romero.

Jorge Contreras, abogado de Salvi, acusó que existe una trama para perjudicar a su defendido, que tiene las pruebas suficientes para desmentir las acusaciones. “El colectivo nunca fue abandonado. Hay una alianza para perjudicarlo. Mandamos carta documento a la empresa para ver las cámaras donde se ve lo que cuenta el señor Salvi. Es grave lo que pasa. Las pruebas están en la empresa. Pedimos a UTA que nos acompañe, necesitamos la acción gremial para que vengan para ayudarnos”, solicitó el letrado.

Romero está dañando a una familia, a un trabajador. No puedo entender que un funcionario se dirija así. Un funcionario que pide que respeten la ley debería dirigirse de una buena manera, no diciendo que la gente ‘tiene aca en la cabeza’. Por eso en los controles surgen hechos de violencia. Esto arenga a que la población rechace estos controles, no pacifican nada”, acusó. /Eltucumano

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *