Categorías
Noticias Política

Mensaje de Alberto Fernández por Navidad: “Vamos bien y vamos a estar mejor”

Poco antes de la Navidad y ante el preocupante aumento de casos de coronavirus, el presidente Alberto Fernández grabó un tradicional mensaje desde la Casa Rosada en el que pidió seguir con los cuidados porque “la pandemia no ha acabado”.

En ese sentido, instó a “respetar las medidas sanitarias” en las Fiestas y afirmó del país: “Vamos bien y vamos a estar mejor“.

En un repaso de su salutación navideño, el Presidente definió al 2021 como “un año difícil” y pidió que el próximo sea “el de los grandes acuerdos”.

“No nos relajemos ni bajemos los brazos. Esta pandemia no ha acabado y deberemos prepararnos para seguir enfrentándola. Ya sabemos cuál es el camino: seguir vacunándonos y cuidándonos”, dijo Fernández, en un discurso que no llegó a los seis minutos de duración..

El mensaje del mandatario se dio a conocer horas después de que el Ministerio de Salud reportara 16.279 nuevos casos, el número más alto desde el 27 de julio pasado.

Ya con un tono optimista, Fernández consideró que, si bien “este ha sido un año difícil fue también el año que dio inicio a la recuperación económica”.

“Después de tanto dolor y tanta postergación, estamos avanzando y creciendo. Hay más actividad económica, más producción, más exportaciones, más trabajo y más consumo. Estamos cerrando el año con un crecimiento superior al 10%, que es incluso más alto que el que tuvimos con Néstor cuando salimos de la dolorosa crisis del 2001″, destacó, en una comparación audaz para el armado oficialista.

Y agregó: “Vamos por el buen camino. Encontramos la vía de la recuperación, la senda del crecimiento. Todavía queda mucho camino por recorrer para que esta recuperación llegue a cada familia argentina. Pero es que veníamos de muy, muy atrás…. Ahora sí, ya estamos encaminados y avanzando. Tengamos confianza. Vamos bien y vamos a estar mejor”.

Fernández también dejó un mensaje a la oposición en medio de los cruces por el revés que sufrió el Gobierno en el Congreso con el tratamiento del Presupuesto 2022, que terminó en prórroga por decreto. “Toda diferencia debe ceder para que unidos nos ocupemos de favorecer a los más postergados. Una vez más les recuerdo que primero están los últimos”, dijo.

Además, pidió que el “2022 sea el año de los grandes acuerdos en procura de una sociedad más justa”.

Antes del mensaje navideño, el Presidente visitó por la mañana una asociación civil en el partido bonaerense de Lomas de Zamora que contiene personas en distintas condiciones de vulnerabilidad, como víctimas de violencia de géneroconsumo problemático de alcohol o drogas y personas en situación de calle.

Acompañado por el ministro de Desarrollo Social, Juan Zabaleta, la titular de SEDRONAR, Gabriela Torres, y el secretario General de la Presidencia, Julio Vitobello, el mandatario les dejó un saludó con motivo de la celebración de la Navidad y el Año Nuevo a las personas que reciben atención en la Asociación Civil “No seas pavote“.El presidente Alberto Fernández visitó un espacio que asiste a personas en situación de vulnerabilidad junto al ministro de Desarrollo Social Juan Zabaleta

El presidente Alberto Fernández visitó un espacio que asiste a personas en situación de vulnerabilidad junto al ministro de Desarrollo Social Juan Zabaleta

Tal como explicaron oficialmente, uno de los espacios que sostienen allí es “Teresita”, una casa donde reciben y alojan mujeres y niños y niñas en situación de violencia de género. Su objetivo es acompañar la vida de estas personas de manera integral y brindar apoyo en la construcción de proyectos de vida.

Los mensajes navideños de otros presidentes

Alberto Fernández con su mensaje de esta noche recuperó una práctica protocolar vigente en numerosos países del mundo pero que cayó en desuso en la Argentina en las últimas décadas.

Presidentes como Juan Domingo Perón, Arturo Frondizi, Raúl Alfonsín Carlos Saúl Menem frecuentaron esta herramienta para dirigirse a la ciudadanía en el contexto de cierre de fin de año. También la dictadura militar iniciada en 1976, encabezada por el represor Jorge Rafael Videla, apeló a este tipo de mensajes navideños.

Uno de los que más se recuerda ocurrió en 1984 cuando durante su primer mandato, Alfonsín se dirigió al pueblo argentino con un mensaje grabado de poco más de tres minutos.Play VideoVideo. El mensaje navideño de Raúl Alfonsín en 1984

Sentado al lado de un árbol de navidad el dirigente radical saludó a “quienes están solos y desvalidos” por estas fechas.

“Es un día para que nos reclamemos un pensamiento profundo acerca de nuestra sociedad para ver de qué manera podemos ganar en solidaridad y comprensión. Les envío un abrazo tierno y afectuoso”, cerró el entonces mandatario.

Otro de los mensajes presidenciales fue en 1995, ya con la presidencia de Menem. Esa vez el riojano decidió hacer un balance político de su gobierno destacando aspectos negativos y positivos de su mandato.

Sobre los hechos negativos en su gestión, admitió no haber obtenido buenos resultados en el “crecimiento económico” y un significativo “proceso de desocupación” que atribuía a la crisis en México, conocida como “efecto Tequila”.Play VideoVideo. El mensaje navideño de Carlos Menem en 1995

“¿Cuáles son los hechos positivos? Hemos mantenido la estabilidad. Hemos crecido en lo que respecta a las exportaciones. Tenemos una balanza positiva en tal sentido. Hemos superado un proceso de déficit de 5000 mil millones de dólares del año pasado y vamos a tener un superávit de 2 mil millones. El proceso inflacionario fue totalmente eliminado. Argentina se coloca entre los países con menor índice de inflación, debemos ser los segundos, si no estamos en el primero”, manifestaba el presidente antes de desear un buen comienzo de 1996.

El mensaje completo de Alberto F.

Buenas noches a todos y todas.

Les pido que por unos minutos me dejen entrar en sus casas. Necesito hablarles a las familias de nuestra querida Patria. Llegamos al final de un año difícil. El segundo de una pandemia larga y dolorosa que se llevó la vida de miles de argentinos y argentinas. En estas fechas de celebración, de encuentro, reunión y unión familiar habrá muchos lugares vacíos en las mesas argentinas. Quiero mandarles un fuerte y sincero abrazo a quienes enfrentaran estas Fiestas recordando a quienes ya no están.Alberto Fernández en el mensaje tradicional por Navidad. Foto Presidencia

Alberto Fernández en el mensaje tradicional por Navidad

Que este reencuentro no nos haga olvidar el momento que atravesamos. Cuidemos y respetemos las medidas sanitarias que ya todos conocemos. No nos relajemos ni bajemos los brazos. Esta pandemia no ha acabado y deberemos prepararnos para seguir enfrentándola. Ya sabemos cuál es el camino: seguir vacunándonos y cuidándonos. Lo hemos hecho y hemos controlado la situación. Debemos seguir haciéndolo.

Es un momento para estar cerca unos de otros, para apoyarnos y abrazarnos.

Es tiempo de balances, reflexiones y propósitos. De aprender de lo vivido y mirar hacia adelante con esperanza.

Este ha sido un año difícil para todos y todas. Pero también ha sido un año en el que demostramos que podemos superar nuestros problemas. Nos comprometimos, por ejemplo, colectiva e individualmente con la campaña de vacunación y hoy estamos en unas cifras que son comparables con las de los países europeos. Gracias a todos y gracias a todas por poner el hombro por Argentina.

Este fue también el año que dio inicio a la recuperación económica. Después de tanto dolor y tanta postergación, estamos avanzando y creciendo. Hay más actividad económica, más producción, más exportaciones, más trabajo y más consumo. Estamos cerrando el año con un crecimiento superior al 10%, que es incluso más alto que el que tuvimos con Néstor cuando salimos de la dolorosa crisis del 2001.

Vamos por el buen camino. Encontramos la vía de la recuperación, la senda del crecimiento. Todavía queda mucho camino por recorrer para que esta recuperación llegue a cada familia de la Argentina. Pero es que veníamos de muy, muy atrás… Ahora sí, ya estamos encaminados y avanzando. Tengamos confianza. Vamos bien y vamos a estar mejor.

El 2022 nos tiene que encontrar más unidos y fuertes. Nos tiene que encontrar a todos y a todas empujando para el mismo lado. Necesitamos juntar manos, esfuerzos, talentos, recursos. La Argentina se merece que, desde la política y la sociedad, centremos todos nuestros esfuerzos en la recuperación económica para que salgan de la pobreza quienes hoy han caído en ella y para que todos y todas encuentren un empleo que les devuelva el derecho que tiene todo el que trabaja.

Vivimos en una democracia plural. Debemos respetar esa pluralidad para que la convivencia sea armónica. Pero toda diferencia debe ceder para que unidos nos ocupemos de favorecer a los más postergados. Una vez más les recuerdo que primero están los últimos.

Tenemos por delante una serie de desafíos que marcarán el futuro del país y de las próximas generaciones. Si el 2021 fue el año de la vacunación y de la reactivación económica, hagamos que 2022 sea el año de los grandes acuerdos en procura de una sociedad más justa. Animémonos a hacer de la Argentina una sociedad inclusiva que ponga fin a la cultura del descarte. Aquí no sobra nadie. Todos y todas hacemos falta. Ese es el compromiso que me impulsa cada día.

Cuando levantemos la copa para brindar, pensemos en nuestro querido país. Hagamos que Argentina sea un deseo compartido, un camino que se convierta en una gran avenida de prosperidad en la que caminemos con firmeza sin dejar a nadie atrás.

Desde el 1º de enero de 2022 trabajemos, todos y todas juntos, para que todos nuestros sueños empiecen a hacerse realidad.

Feliz Navidad, feliz año nuevo para todos y todas. Muchas gracias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *