Categorías
Noticias Policiales

Mendoza: rescatan a un andinista que cayó al vacío

Un andinista debió ser rescatado este fin de semana por una patrulla de Gendarmería, tras caer al vacío mientras escalaba en la provincia de Mendoza. Los efectivos de esa fuerza trasladaron al hombre, de 47 años, a un hospital local, donde permanecía con heridas de consideración, pero fuera de peligro.

El hecho, que ocurrió el sábado, tuvo lugar en el sector del refugio de Cajón de los Arenales (Cordón del Potrillo), en la zona cordillerana de Tunuyán. La caída le provocó al andinista una fractura de tobillo y otras lesiones menores.

Al lugar asistieron integrantes del Grupo “Alférez Portinari”, pertenecientes al Escuadrón 28 “Tunuyán”, luego del aviso que recibieron sobre el accidente. Los gendarmes se desplazaron con una patrulla montada hacia el lugar y luego debieron continuar a pie debido al estado del terreno y las inclemencias climáticas.

Al llegar al lugar, los rescatistas comprobaron que el hombre estaba consciente, pero con evidentes signos de dolor. Es que presentaba una fractura no expuesta de tobillo, además lesiones en la muñeca izquierda y en el rostro.El andinista presentaba una fractura de tobillo y otras lesiones menores.

El andinista presentaba una fractura de tobillo y otras lesiones menores.

En ese contexto, los gendarmes procedieron a brindarle los primeros auxilios y luego de estabilizarlo y aplicarle calmantes, lo colocaron en una camilla para realizar el descenso por un camino rocoso.

Una vez que los gendarmes evacuaron de la montaña al deportista, una ambulancia trasladó al andinista al Hospital Antonio Scaravelli, de Tunuyán, donde le hicieron placas de rayos x y quedó internado para una mejor evaluación, pero fuera de peligro.

Una víctima en el Aconcagua

Un militar retirado que había elegido vivir en la montaña mendocina fue la primera víctima de la temporada 2022 en el Aconcagua y la número 153 desde que hay registros de los ascensos a la montaña más alta de América (6.962 msnm).

El sujeto, identificado como Claudio Leonel Marengo Ruda, de 55 años, nacido en La Plata y con domicilio en la villa cordillerana de Uspallata, a 100 kilómetros de la ciudad de Mendoza y el pueblo más importante en el camino al parque Aconcagua, estaba casado, tenía un hijo y llevaba 20 años radicado en ese pueblo tranquilo, que vive del turismo de montaña.

Había elegido el lugar de su último destino laboral para quedarse a vivir y, según comentaron allegados en el pueblo, atravesaba problemas personales y había comenzado un tratamiento psicológico.Claudio Marengo, de 55 años, fue la primera víctima fatal del Aconcagua en 2022.

Claudio Marengo, de 55 años, fue la primera víctima fatal del Aconcagua en 2022.

Marengo Ruda emprendió el camino a la cima del Coloso de América en soledad la primera semana de enero. Después de pasar la noche del domingo pasado en una carpa del campamento Plaza de Mulas (4.260 msnm), decidió iniciar el camino a la cumbre. Debía regresar a última hora del domingo 9 de enero al campamento base y no lo hizo.

Al día siguiente, otra expedición que iba con guías de montaña, divisó un cuerpo a pocos metros de la cima en la ruta Norte, la más transitada y la única habilitada hacia la cumbre en esta temporada. Según la pericia policial, al llegar a la zona de La Canaleta, a solo 80 metros de la cima, tuvo una descompensación y cayó, lo que le provocó un “golpe en la cabeza”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *