Categorías
Mundo Noticias

Revisión. Tesla saca de circulación 362 mil vehículos autónomos

En un «día negro» para Elon Musk y la todavía incipiente industria de vehículos autónomos, la empresa Tesla accedió este jueves a retirar del mercado para revisión nada menos que a 362.000 de sus automóviles, equipados con el cuestionado software Beta Full Self-Driving (FSD), que apila denuncias de riesgo tanto de usuarios como de reguladores federales.

Las criticas son múltiples, pero apuntan en primer lugar a que el sistema de conducción independiente «excede las velocidades permitidas y muchas veces no respetan las leyes de seguridad vial», lo que debe traducirse en obvias posibilidades de accidentes.

La Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en Carreteras (NHTSA) había indicado que los vehículos autónomos de Tesla «exceden los límites de velocidad o viaje a través de las intersecciones de manera ilegal o impredecible, lo que aumenta el riesgo de un choque».

En un comunicado, Tesla se limitó a señalar que lanzará una actualización de software (OTA), sin cargo para los usuarios, pero aseguró que «no tiene conocimiento de ninguna lesión o muerte» que pueda estar relacionada con sus autos con sistemas de dirección autónomos. El fabricante de autos indicó que solo tenía 18 reclamos de garantías.

El retiro de unidades del mercado, una medida que Tesla acató pero con la que no estaba de acuerdo, representa en los hechos una intervención inusual de los reguladores federales en un proceso de pruebas en terreno que la compañía considera crucial para el desarrollo de autos que puedan conducirse solos. En suma, Tesla necesita que esos vehículos circulen como testeo a diario de los sistemas de conducción autónomos, pero al mismo tiempo las autoridades deben velar por la seguridad de los millones de conductores comunes.

El sistema FSD Beta es utilizado por cientos de miles de clientes de Tesla

El retiro de unidades incluye a los vehículos Model S, Model X, Model 3 2017- 2023 y Model Y 2020-2023 2016-2023, equipados todos ellos con el software FSD Beta.

La NHTSA ya tenía una investigación en curso que abrió en 2021 sobre 830.000 vehículos de Tesla con sistema de asistencia al conductor Autopilot, por otra serie de accidentes con vehículos estacionados por emergencias.

Además la NHTSA está examinando si los autos de Tesla aseguran adecuadamente que los conductores estén prestando atención, al tiempo que dijo que, a pesar del retiro del FSD, su «investigación sobre el piloto automático de Tesla y los sistemas de vehículos asociados permanece abierta y activa».

En el medio de las críticas a Tesla por sus vehículos, hubo un video que se proyectó en el medio de la transmisión del Super Bowl el último fin de semana, que fue de altísimo impacto. Es que en medio de los shows pautados, aparecieron imágenes de los autos autónomos de Tesla en lo que parecía un aviso de la compañía, y en rigor era todo lo contrario: era un aviso de un campaña contra Tesla, y mostraba como accionando de manera autónoma, los coches atropellaban maniquíes de chicos o cochecitos de bebés, además de ignorar la señales de stop en varias ocasiones:

El video se terminaba preguntando por qué la NHTSA seguía permitiendo los sistemas de conducción autónoma de Tesla, y apenas unos días después se anunció el obligatorio «llamado a revisión».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *